Entrevista a Varela con una televisora alemana causa revuelo

Actualizado
  • 22/10/2016 15:38
Creado
  • 22/10/2016 15:38
El presidente conversó con la periodista alemana Jenny Pérez, de Deutsche Welle

Presidente,  a medio año del escándalo (Papeles de Panamá),  ¿cuán confiable es Panamá hoy?

Totalmente confiable. Los mal llamados "Papeles de Panamá"  lo que dejaron fue en evidencia un problema global,  que es la evasión fiscal. Panamá ha actuado de forma responsable y ágil. En los últimos 28 meses,  hemos tomado medidas muy puntuales que nos han permitido dejar claro nuestro compromiso con la transparencia del sistema financiero nuestro y, sobre todo, liderizar esa lucha mundial contra la protección de los sistemas financieros.

Presidente, Panamá está en la lista negra de Francia y también ha sido o ha tenido que someterse a las  recomendaciones, o al ultimátum, digámoslo así, de  OCDE y del G20, para arreglar esa falta de transparencia... pero sigue siendo un  país hostil para las finanzas internacionales.

El tema francés es un tema de política interna de ese país: vienen unas elecciones y el tema fiscal está en el debate. Pero países como Japón,  Alemania, Estados Unidos, han dejado claro que Panamá se ha movido en una forma ágil a dar la cara  con mucha responsabilidad y tomar las medidas. Hemos pasado varias legislaciones para proteger el sistema financiero, para  que sea usado solo para temas de bien común, así que nos sentimos optimistas.

Presidente, según el ultimo informe de Transparencia Internacional, Panamá no es un país confiable. Tampoco lo es su  aparato jurídico, dice Transparencia Internacional, que en su último ranking pone a Panamá como un país más corrupto, incluso, que Ruanda y Cuba. ¿Qué tiene que decir usted al respecto?

Eso no es correcto. Yo diría que nuestro país ha avanzado... Sin duda alguna, estamos enfrentando un  pasado del cual no somos responsables directamente, pero el país ha avanzado en una forma muy ágil en 28 meses,  en temas de rendición de cuentas, separación de poderes...  por primera vez en Panamá los funcionarios públicos están siendo llamados a rendir  cuentas por sus actuaciones  y el país está avanzando, sobre todo, garantizando que los funcionarios públicos que hoy ejercen  cumplan con todas las leyes del país.

¿Eso incluye también a la prensa? Se lo pregunto por la recomendación de la Sociedad Interamericana de Prensa, que hace dos días exigió  a su gobierno, y cito textualmente, poner fin a "la campaña de debilitamiento contra los medios  críticos, aquellos que han intentado digamos, explicar el tema de los 'papeles de Panamá', pero también informar de su baja de popularidad. ¿Es esa la idea de transparencia que defiende su gobierno?

La SIP se equivocó y actuó de una forma impulsiva porque recibió la información en el momento que clausuraba su  conferencia. No dejó que el gobierno pudiera presentar su caso. Nadie está cuestionando a  un directivo de  medios; se está cuestionando la actuación de algunos directivos de medio cuando fueron responsables de dirigir las bancas  del Estado, por actos irregulares.  Es un tema que lleva adelante el Ministerio Público y no tiene nada que ver con libertad  de expresión. La libertad de expresión se respeta. Si compra los diarios de Panamá todos los días podrá ver los cuestionamientos  que se le hacen al gobierno de todas formas. A ellos se les respeta.

¿Y los diarios censurados del grupo Epasa?

No es que estos diarios estén censurados. Lo que hay son directivos, personas que están en la directiva de esos  diarios, que son cuestionados por temas de delito común.

¿Y no es una campaña de intimidación?

Hay que separar las cosas. No tiene nada que ver una cosa con la otra. Son casos netamente judiciales de mal manejo  de fondos públicos, sobre todo, de fondos de la banca del Estado, que están en manos del Ministerio Público y que deben seguir  su debido proceso.

Hace un mes usted dijo que los 'Papeles de Panamá' son un tema mediático. Lo dijo a la agencia Bloomberg. Para usted,  ¿eso es un tema creado por los medios?

La evasión fiscal es un tema global. Si se decidió poner a la evasión fiscal el nombre de 'Papeles de Panamá',  esa parte sí fue un tema mediático. Ese es el punto mio. 'Papeles de Panamá' es un tema mediático. La  evasión fiscal es un problema global.

¿Pero Panamá tiene o no un problema de corrupción  y de falta de transparencia?

Todos los países luchan a diario en temas de transparencia y contra la corrupción. Ese es mi compromiso.

¿No tiene ¨Panamá un problema peor que otros países?

Te aseguro,  con la frente en alto, que Panamá es un país que ha tomado pasos muy importantes... Tenemos un  sistema logístico y financiero que estamos protegiendo... tenemos el  Canal, puertos, aeropuertos... un sistema financiero muy sólido...  protegerlo es importante... Claro que hay quienes quieren utilizar nuestro sistema financiero y logístico a favor del  crimen organizado, pero nuestra responsabilidad es protegerlo y lo estamos protegiendo.

¿Y cómo se entiende la advertencia de la OCDE en el sentido de que Panamá no estaría haciendo lo necesario  para tomarse en serio las recomendaciones de avanzar en esa transparencia como lo han hecho otros gobiernos que también  han estado en problemas?

Desde que fui canciller. en el 2009,  inicié este proceso. Luego me tocó salir del gobierno por 34 meses. El  proceso bajó la velocidad, pero luego, gracias al pueblo panameño, regresé como presidente y le metimos mucho más velocidad al  tema y hemos cumplido con todo. Sí,  reconozco que hubo un periodo entre el 2012 y el 2014 en que el país no hizo lo correcto y ahora me toca a mi enfrentarlo. Lo estoy enfrentando con la frente en alto, con mucha responsabilidad. y con respaldo, tengo  que reconocerlo, de la Asamblea Legislativa, que ha pasado muchas leyes en una forma ágil.

¿Qué pasa con las advertencias del Premio Nobel de Economía Joseph Stiglitz, que dice que el gobierno tiene un  problema con la transparencia, con conocer la verdad de lo que pasó y pasa con los 'Papeles de Panamá'?

A él se le invitó para hacer una auditoria externa del sistema financiero y dar un reporte. Hubo una diferencia de  criterio con los panameños que participaban en la comisión. Inclusive,  los panameños que participaban en la comisión no eran afines al gobierno, eran personas independientes con mucho criterio y mucho respeto profesional en el país, pero hubo  diferencias de criterio internas de opinión y él decidió salir. La comisión va a presentar su informe y va hacerlo público.

No solamente salió Stiglitz, también salió el experto anticorrupción Mark Pieth. Ambos, dos expertos reconocidos a nivel internacional, denunciaron básicamente  que ustedes no quieren conocer la verdad completa...

El informe se va a publicar. El hecho de haberlos invitado, sin duda alguna, fue el mensaje claro del compromiso del país. Queríamos la firma de personas como ellos en el informe, pero, en el camino, tuvieron diferencias con la comisión y tuvimos que respetar esas diferencias. Ellos tomaron la decisión de salir. Están invitados a regresar cuando quieran a participar y a ver los resultados.

¿Cuál es su vínculo personal con el abogado Fonseca Mora?

El Ministerio Público está realizando una investigación. Es una persona que ocupó la Vicepresidencia del  partido (Panameñista) conmigo. Es un amigo, pero al final, él tiene que ver los temas, específicamente las investigaciones, y  las está enfrentando.

¿Qué pasó con usted? ¿Qué hizo cuando se enteró del escándalo?

En seguida salí a defender a mi país. El 99.8% de la economía de Panamá no tiene nada que ver con el tema de  estos servicios legales. No sucede como en otros países que están siendo cuestionados como paraísos fiscales que dependen de este tema de sociedades anónimas. En Panamá, nuestra economía tiene que ver con el trabajo del pueblo panameño, con nuestro canal,  nuestros puertos, aeropuertos,  el turismo... Tenemos una economía de servicios muy fuerte que está basada en nuestra posición  geográfica y, sobre todo, en el corazón del pueblo panameño.... No tenemos ni un tipo de temor, porque  esto no es ni el 0.2% de nuestra economía,  así que inmediatamente se tomaron los correctivos.

¿Cuánto sabía usted  de este escándalo antes de los titulares de la prensa internacional?

Soy ingeniero, soy un hombre de números.

¿Cuánto sabía usted?

Números de crecimiento económico, 6%; desempleo, 3.5%;  inflación, menos de 1%.

¿Y de  las sociedades fantasma?

Ese es un tema más de los abogados. Ahora, como presidente, se me presentaron todos los casos, inclusive, como  canciller, tengo que reconocer, empecé el trabajo de firmar tratados de doble tributación, tratados de intercambio de información fiscal. En  la Cancillería desarrollé mucha experiencia en el tema,  y pude avanzar el país más. Te puedo decir hoy que el 100% de los avances de Panamá en transparencia financiera se dieron desde el 2009, primero, (cuando yo era) canciller, y luego,  en el 2014, (desde que soy) presidente... Eso no significa que el sistema bancario no fuera transparente; nuestro sistema bancario es muy sólido; tiene legislaciones muy robustas, muy rígidas... Me refiero a las nuevas regulaciones internacionales que exigen a los  países  nuevas normas, que se están adoptando.

¿Sabía usted, como presidente, lo que estaba pasando con su sistema financiero, a la hora del escándalo?

No tenía conocimiento directo, porque al final, en Panamá, hay cientos de miles de sociedades anónimas. Quiénes son  los dueños, cómo se maneja el sistema, hasta ahora se cuenta con toda la información, pero lo importante es que pasamos las  leyes, eliminamos el tema de acciones al portador, exigimos registros contables, y ahora, en Panamá, cada sociedad uno sabe  quién es el dueño. El tema de sociedades anónimas no es un tema de Panamá, es un tema de Estados Unidos, del Caribe, de Luxemburgo, un tema de Suiza, Austria, de muchos países.

Desde Europa nos preguntamos concretamente cómo es posible que el presidente no haya sabido, con las  advertencias de Francia en el 2011, con las advertencias del Fondo Monetario Internacional, que tenían que avanzar con el  tema de transparencia, que habían problemas serios en el aparato judicial y el aparato tributario.

Seguro que reconocimos que teníamos que avanzar y lo hicimos en una forma ágil. Sin duda alguna, las normas  internacionales y los compromisos para evitar que los sistemas financieros sean usados por grupos irregulares exigieron  una agilidad mayor, que a veces no depende de uno solo, depende del congreso de pasar leyes, de buscar consenso en los  sectores sociales y económicos del país. Al final, el que más sufre esos temas es el pueblo, al cual uno está llamado a  servir.

¿El pueblo se defrauda con los impuestos?

El tema de la evasión fiscal afecta a la población; la corrupción afecta al pueblo humilde. El terrorismo, el  narcotráfico afectan al ciudadano común.

Cuando vemos a los políticos, a los empresarios y deportistas famosos que no pagan sus impuestos...  tal parece que los que  pagan impuestos son los tontos...

Por eso, cuando usted aspira a servir a su país, poner orden en temas tan puntuales como este, es importante.. pero no  se mide la honestidad solamente en las leyes que se pasan si no en los beneficios que recibe la población, producto de recibir más impuestos y producto de cerrar las válvulas al crimen organizado.

¿Va intercambiar información financiera bancaria con Alemania y con los otros países?

Ya enviamos cartas a todos los países con los que hemos firmado tratados de doble tributación para incluir la  cláusula de intercambio de información automática con los estándares de la OCDE.

¿Hay una fecha?

Muy pronto... Ya veníamos negociando desde el 2019, pero ahora va a incluir el intercambio automático de  información.

¿Va a incluir a otros países?

Estamos negociando con varios países y también estamos aceptando el convenio de cooperación mundial.

¿Y eso va ser antes de septiembre del 2017, cuando la OCDE presenta su lista negra?

Yo me siento optimista de los pasos que estamos dando. Conversamos con la canciller Ángela Merkel, quien tendrá la  presidencia del G20. Ella misma lo dijo ayer, que Panamá había caminado muy rápidamente para cumplir con todos los requisitos  que se están planteando, que teníamos que enfrentar el pasado, y lo estamos haciendo en este momento.

¿Teme usted una huida de capitales una vez que Panamá comience a transparentar todos su sistema interno?

Los depósitos están aumentado; tenemos un sistema financiero con casi 100 bancos presentes, muy robusto, muy  fuerte, una economía dolarizada, un sistema muy líquido. Yo me siento optimista.

¿No cree usted que todo este escándalo terminó afectando el gran proyecto estrellam, que era la ampliación  del Canal? Se lo pregunto, porque tanto el tráfico como los ingresos han caído los primeros seis meses del año, coincidiendo con  este escándalo.

Eso está más relacionado con la economía mundial. Por el contrario, por el Canal ampliado han pasado casi 170 0 180  barcos NeoPanamax y los ingresos del Canal de Panamá, para el próximo año son 600 millones adicionales, que serán invertidos en proyectos sociales para beneficio del pueblo panameño. El escándalo no era de Panamá si no del mundo. Le pusieron el nombre de Panamá porque era  parte de la novela del consorcio de periodistas, el cual respeto, pero poner el  nombre de Panamá no fue justo con los panameños. Lo aceptamos, lo enfrentamos y lo estamos defendiendo.

Llama la atención el poder que tuvo el bufete de abogados Mossak-Fonseca...

Las sociedades anónimas no eran todas panameñas. Es un problema  global.

¿Qué expectativa tiene sobre el proyecto estrella, el mega Canal de Panamá, considerando  la competencia que se avecina con Nicaragua?

Yo no veo competencia con Nicaragua. Panamá, con 5 mil millones de dólares amplió su canal, aumentó la capacidad de los  barcos,  de 4 mil contenedores a barcos con capacidad de 14 mil contenedores. Es un canal muy eficiente, y a parte, Panamá  no solo es el canal, Panamá tiene un sistema logístico muy fuerte con sus puertos, sus autopistas que conectan el Pacífico  con el Atlántico, a solo 60 kilómetros,  y también las zonas libres nuestras, así que nuestro modelo logístico es muy  competitivo y una inversión para competir contra el Canal de Panamá en Centroamérica tocaría más de 70 billones de dólares,  así que no es factible económicamente.

¿Qué es concretamente lo que usted espera de Alemania en esta nueva etapa para Panamá?

Alemania está jugando un papel líder en la Unión Europea y Panamá aspira a jugar ese liderazgo en Centroamérica  y el Caribe, y fortalecer las relaciones entre Panamá y Alemania, en temas puntuales, como educación, seguridad, lucha contra el  terrorismo, fortalecimiento de los sistemas democráticos, justicia social. Acercar ambos países, ambos liderazgos, para  darle paz social a la región y, sobre todo, definir juntos políticas de estado que permitan trabajar para todos los  ciudadanos del planeta. Son importantes; nosotros admiramos a la canciller Merkel, sentimos que es una líder fuerte, una  líder humanitaria y estamos buscando acercar la economía alemana... muchas empresas alemanas participan en Panamá.

El presidente José Raúl Mulino celebró la mañana de este jueves 18 de julio su primera conferencia de prensa matutina en el Palacio de Las Garzas. Mulino...

Lo Nuevo
comments powered by Disqus