23 de Oct de 2021

Planeta

Panamá cambió el mundo

PANAMÁ. ¿Quién hubiera imaginado la sorprendente historia geológica que hay tras el surgimiento del Istmo de Panamá, hace tres millones ...

PANAMÁ. ¿Quién hubiera imaginado la sorprendente historia geológica que hay tras el surgimiento del Istmo de Panamá, hace tres millones de años? Probablemente si los científicos no la hubieran desenterrado luego de muchos años de investigación, hoy continuaría siendo un enigma.

Pero, gracias a esa curiosidad científica son muchos los que conocen los cambios que produjo la formación de este puente de tierra que conecta el Norte con el Sur de América, aunque todavía hay quienes se sorprenden al escucharla.

Esto quedó en evidencia tras la conferencia dictada por el geólogo británico del Smithsonian en Panamá Anthony G. Coates, ante una nutrida audiencia.

El especialista explicó cómo este acontecimiento afectó el mundo. El surgimiento unió dos continentes (Norte y Sur de América) dando paso a un gran intercambio faunístico que propició la abundante biodiversidad de los trópicos. Miles de animales, como el oso perezoso y el armadillo gigante, se cruzaron de un extremo a otro alterando la fauna de ambos sitios. Muchas de las especies del Sur no lograron adaptarse a su nuevo hogar y se extinguieron, mientras que la mayoría de las del Norte sobrevivieron y se reprodujeron con mucha rapidez en el Sur.

El fenómeno también es responsable del cambio en el clima. Al separar los océanos se inició una circulación de las aguas. Se alteró las corrientes tibias del golfo de México que permitieron el deshielo de Europa. Esto trajo como consecuencia que este continente no se congele durante el invierno y que fuera posible su poblamiento. Así mismo, provocó que se formara el hielo en el hemisferio Norte.

Pero esto no es todo. El desarrollo extensivo de corales también es producto de este evento geológico. Al escasear los movimientos de las mareas y aumentar la salinidad de las aguas del Caribe se dieron las condiciones óptimas para el desarrollo de estos ambientes marinos.

El océano Pacífico también sufrió modificaciones. Sus aguas se tornaron más frías pero con más nutrientes, mientras que su salinidad es menor que la del Caribe.

La evolución de la raza humana también podría tener una relación directa con la formación de Panamá. El científico considera que cuando esto ocurrió, en África las sabanas se extendieron y los bosques tropicales se redujeron. Los primates, que vivían en los árboles, se vieron obligados a adaptarse a la vida terrestre. Empezaron a caminar sostenidos en sus pies y para sobrevivir empezaron a construir herramientas; sin embargo, la hipótesis aún está en evaluación, explicó Coates en entrevista con La Estrella.

Lo cierto es que aún hay secretos por descubrir tras la fascinante historia geológica de Panamá. Los científicos del Smithsonian trabajan para establecer la fecha exacta del surgimiento del istmo. Y es que el hallazgo del cristal de una roca que podría tener muchos más años que este evento geológico podría dar un rumbo inesperado a esta historia, detalló Coates.