Temas Especiales

03 de Mar de 2021

Nacional

La Corte revive la deuda de Prados del Este con el BNP

El Banco Nacional de Panamá podrá continuar con el cobro de una deuda de cerca de $5 millones a la sociedad Pronavi

El Banco Nacional de Panamá (BNP) podrá continuar con el cobro de una deuda de cerca de $5 millones a la sociedad Promotora Nacional de Vivienda S.A (Pronavi), que construyó el proyecto habitacional Prados del Este, inundado en 2004.

La Sala Tercera de la Corte Suprema de Justicia revocó su fallo del 22 de abril de 2015, en el que declaraba la prescripción de la deuda. Ahora, en una nueva postura emitida el 3 de junio de 2016, la Sala decretó ‘no probada la excepción de prescripción' de la deuda que mantiene Pronavi, cuyo representante legal es el empresario Pedro Solís, con el Banco Nacional, a raíz del fracaso del proyecto habitacional.

INUNDACIÓN Y PROCESO

  • El Banco Nacional intenta cobra una deuda de $5,000,000
  • 2004 El 17 de septiembre de 2004, la barriada Prados del Este se inunda y deja cientos de familia damnificadas.
  • 2004 El banco inicia un proceso de remate y cobro de la propiedad y a la empresa promotora
  • 2015 El empresario Pedro Solís, representante de Pronavi, presenta una demanda de prescripción de la deuda que el banco le cobraba.
  • 2016 La Sala Tercera de la Corte Suprema de Justicia declara que no ha prescripto.

El nuevo fallo obedece a una solicitud de reconsideración de la entidad bancaria estatal a la primera decisión de los magistrados de la Sala Tercera de la Corte Suprema de Justicia. Ambos fallos tuvieron como magistrado ponente a Efrén Tello, suplente del magistrado Luis Ramón Fábrega.

El Banco Nacional sustentó la solicitud de reconsideración en que los magistrados tomaron en cuenta, entre otros aspectos, el artículo 1650 del Código de Comercio, que establece un término ‘fatal' de cinco años para la prescripción de una deuda.

‘Esta postura resulta contraria a lo plasmado en los artículos 1649-A y 1650 que indican que ‘mientras un proceso por cobro coactivo permanezca abierto, con reiteradas gestiones dentro del mismo, no puede alegarse prescripción”, sostuvo el fallo.

‘La resolución recurrida resolvió declarar probada la excepción de prescripción con fundamento a que la obligación que mantenía Pronavi con el Banco Nacional es extenporánea, basado en que el término de prescripción comenzó a computarse desde el 28 de octubre de 2002, cuando la obligación se hizo líquida y exigible', argumentó la entidad bancaria.

El BNP empezó a cobrar dos años antes que ocurriera la inundación de la barriada.

Ahora, los magistrados de la Sala Tercera consideraron que a través del recurso de reconsideración ‘se pone en evidencia el reconocimiento del yerro cometido por el Tribunal y cuando se trata de tribunales colegiados dicho error debe ser evidenciado por sus integrantes'.

Seguido reitera que la Sala Tercera ‘cometió un error' en el proceso por cobro coactivo que le sigue el Banco Nacional a Pronavi, Pedro Solís y Abraham Crocamo, este último ya fallecido.

Uno de los abogados vinculados a este proceso explicó que el banco nunca ha dejado de hacer las gestiones de cobro, por lo tanto el término de cinco años aún no ha empezado a correr.

El juzgado ejecutor del Banco Nacional emitió una resolución en octubre de 2012, en la que cesaba el proceso de cobro, en vista de que no encontraban bienes de la empresa o los empresarios. En febrero de 2013, el banco, a través de una decisión administrativa, volvió a realizar una gestión de cobro.

La deuda de Pronavi con el Banco Nacional era de unos $7 millones, de los cuales solo logró recuperar $2 millones.

==========

INUNDACIONES

Las irregularidades de Prados del Este

La tarde del 17 de septiembre de 2004 algunos residentes observaban la televisión y otros aún permanecían en sus trabajos. El cielo se empezó a tornar gris y las horas siguientes empezó la tragedia. Un fuerte aguacero azotaba la zona este de la ciudad capital y el nivel de agua llegó alcanzar los techos de las recién construidas casas de Prados del Este.

El saldo: 16 personas fallecidas y cientos de casas echadas a perder.

El entonces gobierno de Martín Torrijos, que tenía 17 días en el poder, creó una Comisión Especial de Alto Nivel para investigar lo ocurrido. Las irregularidades empezaron a salir a flote, entre ellas el préstamo que otorgó el Banco Nacional a la empresa promotora, y por el cual el exgerente Bolívar Pariente fue detenido y puesto a órdenes de la Fiscalía Segunda Anticorrupción, que lo investigaba.

Por el lado de la empresa promotora, las autoridades detectaron a incumplimiento del estudio de impacto ambiental aprobado por la entonces Autoridad Nacional del Ambiente, que impuso una multa de un millón de dólares a Pronavi. La empresa había construido viviendas en un área inundable. Se investigaron a 21 personas, entre los inversionistas y directivos del banco, pero la acción penal fue declarada prescrita en 2015