Temas Especiales

23 de Nov de 2020

Liu Bo

Columnistas

Por una Nueva Era de las relaciones entre China y América Latina

Las relaciones China-AL están encaminadas a una nueva era cimentada en los importantes logros de los últimos años.

En el recién concluido 19º Congreso Nacional del Partido Comunista de China (PCCh), el secretario general, Xi Jinping, expuso el objetivo general de la diplomacia china, a saber, promover la construcción de un nuevo patrón de relaciones internacionales y de la comunidad de futuro compartido por toda la humanidad. Objetivo reconocido y aplaudido por la comunidad internacional con América Latina (AL) incluida. AL es una importante región emergente que representa un lugar privilegiado en la diplomacia china. Las relaciones China-AL están encaminadas a una nueva era cimentada en los importantes logros de los últimos años.

Las relaciones China-AL exhiben un desarrollo vigoroso en el último quinquenio. Primero, se define el rumbo de la cooperación China-AL. Durante sus tres visitas a la región en cuatro años, el presidente Xi Jinping y los mandatarios latinoamericanos acordaron establecer la Asociación de Cooperación Integral China-AL y el jefe de Estado chino propuso construir cinco pilares de las relaciones China-AL que son la mutua confianza en lo político, cooperación de ganar-ganar en lo económico, aprendizaje mutuo en lo cultural, concertación internacional e interacción entre las relaciones bilaterales y la cooperación en conjunto; el nuevo esquema de cooperación pragmática 1+3+6 que se refiere a un plan, el Plan de Cooperación China-AL 2015-2019; tres motores, comercio, inversión y financiamiento; y seis prioridades, energía y recursos, infraestructura, agricultura, manufactura, innovación y tecnología informática; así como forjar la comunidad de destino China-AL, lo que define el rumbo de sus relaciones.

Segundo, se lanza la cooperación China-AL en su conjunto. A principios de 2015, se celebró en Beijing la primera Reunión Ministerial que instaló formalmente el Foro China-Celac, siendo este la primera plataforma de cooperación abarcando China y todos los países de América Latina y el Caribe. Durante más de dos años de la instalación del Foro, la cooperación China-AL en su conjunto no dejó de arrojar resultados fructíferos en beneficio de nuestros pueblos.

Tercero, avanzan con ritmo y calidad las relaciones económicas. En el marco del nuevo modelo 1+3+6 arriba mencionado y en torno a la industrialización, la cooperación pragmática entre China y la región adquiere mejor calidad, al tiempo de mantener buen ritmo. Las empresas chinas ya instalaron más de 2000 sucursales en AL, que se ha convertido en el segundo destino de las inversiones chinas en el ultramar, solo detrás de Asia.

Cuarto, se dinamiza el intercambio de pueblo a pueblo. China ya tiene establecidos 36 Institutos Confucio y 11 Aulas Confucio en 16 países de la región. Se concluyó con éxito el Año del Intercambio Cultural China-AL en 2016. Una serie de iniciativas relativas a las becas chinas, capacitación e intercambio interpartidario se encuentra en plena implementación.

Con la celebración del 19º Congreso Nacional del PCCh, se abre una nueva era de las relaciones entre China y la región. La Comunidad de Futuro Compartido China-AL forma parte de la importante iniciativa de la Comunidad de Destino de la Humanidad planteada en dicho Congreso. En julio de 2014, el presidente Xi Jinping planteó por primera vez la construcción de la Comunidad de Destino China-AL, iniciativa reiterada por el mismo presidente Xi durante su visita a la región en noviembre de 2016, quien expuso con claridad que China y AL, en pos de la paz, el desarrollo y la cooperación, deben promover la articulación de sus estrategias, fomentar la actualización del modelo de cooperación y compartir los frutos de cooperación en un esfuerzo conjunto por forjar la Comunidad de Futuro Compartido. China se encuentra en la mejor disposición de lograr este objetivo, a través de la mayor coordinación y trabajo conjunto con AL.

La iniciativa Una Franja y Una Ruta está inyectando nueva vitalidad para la cooperación China-AL. Los cuatros años transcurridos desde el planteamiento de Una Franja y Una Ruta han visto cómo la iniciativa se está transformando en una realidad, siendo la plataforma abierta e incluyente para la cooperación internacional y el más importante bien público que China ofrece al mundo, con el respaldo y participación de un centenar de países y organizaciones internacionales. AL es una rama natural de la Ruta Marítima de la Seda, ya que hace más de cuatro siglos, se abrió la famosa Ruta de la Seda del Pacífico entre China y esta región. China aplaude la participación de AL en el desarrollo de esta iniciativa, que ofrecerá una excelente oportunidad para la articulación de sus estrategias de desarrollo y ensanchará las perspectivas de la cooperación China-AL.

Panamá es un nuevo socio de China que reúne todas las condiciones de tomar la delantera en el desarrollo de las relaciones entre China y AL. Los cinco meses del establecimiento de relaciones diplomáticas han sido fiel testigo de los récords y avances que juntos creamos día a día. El presidente Juan Carlos Varela se reunió con pleno éxito con su homólogo chino Xi Jinping durante su primera Visita de Estado, llegando a amplios consensos sobre la agenda bilateral. Los dos jefes de Estado también asistieron juntos a la firma de 19 acuerdos de cooperación en materia de Una Franja y Una Ruta, economía y comercio, inversión, transporte marítimo, ferrocarril, recursos humanos, parques industriales, agricultura, proceso fito y zoosanitario, aviación civil y turismo.

Como resaltó el presidente Xi Jinping, Panamá tiene todas las condiciones de ser el país bisagra de la iniciativa Una Franja y Una Ruta con América Latina y los dos países pueden construir una agenda conjunta a partir de esta iniciativa, transformando sus altas complementariedades en plenas ventajas de cooperación.

Confiamos en que, con el liderazgo de ambos jefes de Estado, las relaciones chino-panameñas adquirirán mayor dinamismo, haciendo mayores aportes a la cooperación China-AL.

EL AUTOR ES EL ENCARGADO DE NEGOCIOS DE LA EMBAJADA DE LA REPÚBLICA POPULAR CHINA EN PANAMÁ.