Temas Especiales

25 de Nov de 2020

Daniel González

Columnistas

Laurentino ‘Nito' Cortizo: ‘una excelente decisión'

‘El señor Cortizo, al formular sus razonamientos y juicios fundamentados lógicamente, refleja una actitud crítica y una visión integradora de todo conocimiento humano'

En la historia de nuestro país, son varias las fechas que llevan en sí un gran valor. Las votaciones nacionales con las que se escoge al nuevo presidente de la República constituyen una de estas datas. Este 5 de mayo de 2019 el pueblo panameño acudirá, una vez más, a las urnas, con el propósito de elegir al presidente de la República, diputados, alcaldes, concejales, representantes de corregimientos y diputados del Parlamento Centroamericano.

La deformación que ha experimentado nuestro país en los últimos diez años ha causado, como debe comprenderse, un descrédito a nivel internacional. Ante esta lamentable realidad a que ha llegado el país, los electores deben asumir el papel de conciencia que le corresponde al momento de escoger el candidato de su predilección. Por consiguiente, es necesario que lo hagan con fundamento en principios éticos, morales y el conocimiento claro de las características de un estadista, específicamente en el caso de un presidente de la República.

Como bien afirmó el Dr. Octavio Méndez Pereira, ‘Hombre de Estado solo puede serlo quien posee en grado superior el arte de la ciencia política, quien posee únicamente los resortes ordinarios del Gobierno y la habilidad técnica o rutinaria del oficio para aplicar aquellos, podrá ser un funcionario o un administrador, pero no un estadista'.

Con el respeto debido hacia los candidatos a puestos de elección y hacia los panameños con derecho al sufragio en las próximas elecciones del día 5 de mayo de 2019, aprovechamos y agradecemos la oportunidad que nos brinda La Estrella de Panamá ', decano de los diarios panameños, para hacer unas referencias de carácter personal y profesional acerca del señor Laurentino Nito Cortizo, candidato a la Presidencia de la República de Panamá del Partido Revolucionario Democrático.

Conviene señalar que su postulación no se debió a ningún tipo de manejo, sino que fue una decisión de conciencia y de fiel cumplimiento de las normas del partido. Es de notar, además, que su candidatura no pertenece a ningún círculo ni es movimiento hostil a nadie a lo interno del colectivo, sino que es, a no dudarlo, símbolo de garantía de la integración doctrinaria de todas las fuerzas del Partido Revolucionario Democrático que fundó el general Omar Torrijos Herrera, un patriota en el sentido fecundo de la palabra y por lo que la patria agradecida le ha otorgado la inmortalidad gloriosa.

Es Laurentino Cortizo una figura bien conocida en el territorio nacional por los amantes de la política partidista, es panameño de nacimiento. Proviene de una familia de la ciudad de Colón e hijo de un exitoso comerciante y una abnegada educadora. Fue el hogar de sus padres propicio para el crecimiento espiritual y el vínculo que unió estrechamente a padre, madre, hijos, hermanos y demás seres queridos. De allí que la vida de Laurentino Cortizo, asentada sobre principios cristianos, haya discurrido por los cauces serenos del amor a la humanidad y a la patria. El aura de respeto que rodea el nombre de Laurentino Cortizo no le ha sido otorgada por la opinión pública a título gratuito.

Es el producto de una vida ejemplar. Hombre entregado al trabajo, consciente de sus derechos y deberes ciudadanos y alejado por completo de la vanagloria y al ruido estridente de la publicidad. Es además, fiel creyente de que los Gobiernos existen para servir a su pueblo. Cree en las relaciones justas; en una educación eficiente, eficaz en valores; en la seguridad pública, cambiando los métodos y aplicando el rigor de una justicia inexorable contra los delincuentes. No es posible, ha señalado en reiteradas ocasiones, que los panameños vivan bajo el imperio del miedo. Es obligación del Estado brindar la protección a la vida y bienes de los ciudadanos. Laurentino Cortizo es un hombre de fina sensibilidad y de una sólida formación cultural, de manera que no le faltan ni el conocimiento de la realidad panameña ni el sentido práctico para poner en marcha empresas.

Laurentino Cortizo es ante todo un patriota. El amor por Panamá es el rasgo dominante de su vida y la clave de su política. Mérito excepcional que atestigua su patriotismo y agudeza de su misión como hombre de Estado lo constituyó cuando, en su calidad de ministro de Desarrollo Agropecuario, renunció por estar en desacuerdo con un convenio internacional que resultaba lesivo al agro panameño.

El señor Cortizo, al formular sus razonamientos y juicios fundamentados lógicamente, refleja una actitud crítica y una visión integradora de todo conocimiento humano. De los candidatos a la Presidencia de la República, el señor Cortizo es el que ha dado muestras de mayor conocimiento de ciencia política.

Al referirse a los fenómenos del Estado, en sus varios aspectos y relaciones, ha expresado las ideas en forma fluida y correcta, con un vocabulario rico y preciso, utilizando argumentaciones lógicas y sentido crítico y circunscribiéndose a los temas. El Plan de Gobierno del señor Laurentino Cortizo es prueba irrefutable del conocimiento y dominio que tiene en ciencia política.

De acuerdo con las ciencias de la conducta y las neurociencias cognitivas se advierten con claridad las cualidades de líder y liderazgo del señor Laurentino Cortizo.

PSICÓLOGO

‘[...] es ante todo un patriota. El amor por Panamá es el rasgo dominante de su vida y la clave de su política'

‘[...] su postulación [...] fue una decisión de conciencia y de fiel cumplimiento de las normas del partido'