La Estrella de Panamá
Panamá,25º

18 de Oct de 2019

Avatar del Rafael Carles

Rafael Carlesrcarles@cableonda.net

Columnistas

Menos paja, más acción

“[...] ¿cómo planean resolver el dilema central? ¿Cómo pretenden mejorar las comunidades en las que operan y dejar de dañar el medio ambiente, y aún así maximizar los beneficios para los accionistas?”

Como resultado de la última reunión el pasado mes de agosto del Business Roundtable, una organización global conformada por grandes corporaciones, se publicó un anuncio pagado de dos páginas en el Wall Street Journal con todas las firmas de los CEOs participantes sobre la declaración de la reunión y los compromisos logrados. El New York Time respondió con una noticia titulada, “Los dividendos ya no son lo más importante para los accionistas, según CEOs” (https://www.nytimes.com/2019/08/19/business/business-roundtable-ceos-corporations.html).

Inmediatamente, después de leer la noticia, uno se pregunta si esto es una especie de broma o qué. Porque durante años, el retorno a los accionista y el valor de los dividendos han sido el énfasis de las grandes corporaciones, enfocándose principalmente en maximizar las ganancias a expensas de cualquier otro criterio social, cultural o económico, llámese compensación de trabajadores, bienestar de animales de granja, tendencia de salud pública, protección del medio ambiente, cuidados del sistema alimentario, etc. Y tanto la noticia como el anuncio pagado revelan ahora que las corporaciones se han comprometido a cambiar eso. ¡Wao!, habría que ver eso para creerlo.

El comunicado de prensa del Business Roundtable señala además que está redefiniendo el propósito de las corporaciones para promover una economía que sirva a toda población: clientes, trabajadores, proveedores, comunidades y accionistas (https://www.businessroundtable.org/business-roundtable-redefines-the-purpose-of-a-corporation-to-promote-an-economy-that-serves-all-americans). Y reiteran que el propósito de una corporación es impulsar una economía que sirva a todos los habitantes del mundo (https://opportunity.businessroundtable.org/ourcommitment/).

La declaración de la reunión, firmada por casi 200 corporaciones, los compromete a [con mis comentarios]:

• Entregar valor a nuestros clientes [¿ya no están haciendo esto?].

• Invertir en nuestros trabajadores, compensar de manera justa y proporcionar beneficios importantes [esto de hecho sería una mejora novedosa].

• Tratar de manera justa y ética a nuestros proveedores [¿tampoco estaban haciendo esto?].

• Apoyar a las comunidades en las que trabajamos [otra excelente idea].

• Generar valor a largo plazo para los accionistas [¿no es esto lo que han estado haciendo en detrimento de todo lo demás?].

Esto suena bien, pero ¿cómo planean resolver el dilema central? ¿Cómo pretenden mejorar las comunidades en las que operan y dejar de dañar el medio ambiente, y aún así maximizar los beneficios para los accionistas? Como es de suponer, ni el anuncio del Journal y tampoco la noticia del Times lo dicen. Lo que sí dice la noticia del Times es que, antes de cualquier cosa, lo primero que debe hacerse es reducir la compensación de los CEOs, un tema relevante, debido a que los cien CEOs mejor pagados ganan 254 veces el salario de un empleado que recibe el salario medio en su empresa. Y no había pasado una semana desde la reunión y ya una de las compañías firmantes estaba envuelta en un debate político contencioso (https://www.nytimes.com/2019/08/09/business/soulcycle-equinox-trump-backlash.html?module=inline).

Buscamos el nombre de empresas fabricantes de alimentos entre los firmantes y sólo encontramos Aramark, Bayer (Monsanto), Coca Cola, Land O'Lakes, PepsiCo, Procter & Gamble y Walmart. ¡Qué lástima que no había más! Y pregunto, ¿dónde están, por ejemplo, Mars, Nestlé y Unilever? En lo particular, vemos todo esto como una farsa o argucia de relaciones públicas como una respuesta a la creciente desconfianza pública de las empresas y las demandas de responsabilidad corporativa. Si los firmantes de verdad quieren ser como el César, necesitarán más que firmar anuncios pagados en periódicos.

Tres días después de la publicación del anuncio en el Journal y la noticia en el Times, la Asociación de Empresas Certificadas B publicó su anuncio pagado en el Times, señalando que ellas sí están cumpliendo con los más altos estándares de desempeño social y ambiental, transparencia pública y responsabilidad legal para equilibrar las ganancias con sus propósitos comerciales. Sin duda, este anuncio está dirigido a los CEOs del Business Rountable, para que caminen por el sendero del capitalismo responsable y operen sus empresas con un mejor modelo de gobierno corporativo que brinde bienestar a todas las partes en el corto y largo plazo. Entre las empresas dedicadas a fabricar alimentos, encontramos a Ben & Jerry's, Cabot Creamery Cooperative, Danone North America, King Arthur Flour, Sir Kensington's, Stonyfield Organic y Stumptown Coffee.

El anuncio de las Empresas Certificadas B puede entenderse como un desafío a los CEOs del Business Rountable, para que tomen en serio el propósito del capitalismo de trabajar para todos y hacer lo que han hecho por muchos años. Reiteramos, el anuncio del Business Roundtable es humo y espejos, y una distracción del daño que las grandes corporaciones hacen a nuestra sociedad y a nuestras instituciones democráticas. Lo mejor es que los CEOs del Roundtable hablen menos paja y contribuyan con más acción, como lo hacen las empresas certificadas B.

Empresario