Panamá,25º

21 de Jan de 2020

José de la Rosa Castillo

Columnistas

Una China y dos Gobiernos (I)

El sábado 8 de noviembre, será considerado en el calendario internacional como un día histórico, al iniciarse una primera reunión

El sábado 8 de noviembre, será considerado en el calendario internacional como un día histórico, al iniciarse una primera reunión, después de más de 60 años de tensiones y amenazas en ambas costas del Mar de la China, entre los mandatarios de la República Popular China, Xi Jinping y Ma Ying-jeou, mandatario de Taiwán, considerada por la China Popular como ‘Provincia Rebelde '.

Dicho encuentro entre ambos mandatarios, quienes evitaron referirse uno al otro como ‘presidente', tuvo como escenario Singapur. Ambos se ven así mismo como los herederos del Gobierno legítimo de una China unificada.

Xi Jinping es el presidente del gigante asiático, con una población de 1 376 049 000 (un séptimo de la población mundial); un vasto territorio con una extensión de 9 596 961 km2; con un ostentoso PIB de US$17,63 billones; un PIB per cápita de US$8 154 y un populoso ejército de 2 285 000 miembros, listos para el combate. Es considerada la segunda, sino ya la primera potencia mundial y ocupa un prestigioso puesto entre los cinco miembros permanentes del Consejo de Seguridad de Naciones Unidas.

Ma Ying-jeou es presidente de la República de China –también conocida como Taiwán–, la que todavía es reconocida por una veintena de países, aunque es considerada por Pekín una provincia rebelde. Tiene una población 22 814 636; una extensión territorial de 36 200 km2 (más o menos la mitad del territorio de Panamá); un PIB de US$631 200 millones; un PIB per cápita de US$27 600 y un Ejército: 300 000 hombres y mujeres. Es la 14 economía mundial y la cuarta en cuanto a reserva de monedas fuertes por su capacidad de ahorros.

La República de Panamá mantiene relaciones diplomáticas con la China Taiwán y en los últimos años una Oficina Comercial de la República Popular China con una amplia representación en los círculos culturales, empresariales y académicos del país. Adicionalmente la China Popular es uno de los principales usuarios del Canal de Panamá.

Entre los aspectos relevantes del encuentro, que refleja lo delicado y complejo de estas relaciones, es que ambos acordaron que las banderas de ninguno de los dos países podían ser visibles en las fotos de los mandatarios. No hubo declaración conjunta ni se firmó ningún acuerdo.

No obstante a lo simbólico del encuentro, la importancia de la reunión no puede ser desestimada al tenor de las declaraciones de ambos mandatarios. El presidente Xi Jinping le dijo a su colega taiwanés ‘somos una misma familia '; ‘La historia recordará este día '. Ma, por su parte, fue reiterativo en decir que ‘las dos partes deben respetar los valores y forma de vida del otro '.

Lo cierto es que esta relación entre China y sus dos Gobiernos data de 1927, con el inicio de la guerra entre el entonces gobernante Partido Nacionalista Chino o Kuomingtang (al que pertenece Ma) y el Partido Comunista (al que pertenece Xi). Sigue mañana...

*DOCENTE UNIVERSITARIO ESPECIALISTA EN RELACIONES INTERNACIONALES (BECARIO DE TAIWÁN).